Catedral de Santiago de Compostela

La Catedral de Santiago de Compostela es de los monumentos más significativos e históricos de la ciudad. Este templo de culto católico se levantó entre 1075 y 1211. Está considerado Bien de Interés Cultural desde 1896 y acoge el que se conoce como el sepulcro del Apóstol Santiago.



Esta Catedral marca la ciudad y la catedral como uno de los destinos de peregrinación más importantes de Europa durante la Edad Media aunque hoy en día sigue siendo un lugar de peregrinaje. Esta edificación de culto se erige en el centro del casco antiguo de la ciudad, el cual también está considerado, según la UNESCO, Bien Cultural Patrimonio de la Humanidad en 1985.

Cada una de las fachadas de la catedral de Santiago de Compostela forman, con sus respectivas plazas magníficos conjuntos urbanísticos. La fachada del Obradoiro, la principal de la catedral, es de estilo barroco y se construyó en 1740 por Casas Novoa. Su nombre hace referencia al taller de canteros que trabajaba en la plaza durante la construcción de la catedral ya que obradoiro en gallego significa taller. Esta fachada, la más impresionante de todas, se construyó para proteger el antiguo pórtico de la Gloria, que llegó en 1188 de la mano del maestro Mateo y que se puede contemplar una vez pasada la fachada del Obradoiro. El pórtico de la Gloria es una obra primordial y tiene una estructura románica que contrasta con el resto de fachadas. La fachada norte, la de Azabachería, fue obra de Ferro Caaveiro y Fernández Sarela, aunque también fue modificada posteriormente por Ventura Rodríguez. La fachada sur, la de Platerías, fue construida por el maestro Esteban en 1103. Por último, la fachada este, la de la Quintana, se inició bajo el mando de José de Vega y Verdugo y finalizada por Domingo de Andrade en 1700.

Para visitar Santiago de Compostela y admirar sus maravillas arquitectónicas, te recomendamos aparcar tu coche en nuestro parking Saba de la estación de tren, situado en la calle Hórreo, nº75 A; para que puedas disfrutar de la ciudad a pie.